Televisión

Adriana Barrientos reveló que Marcelo Becker, “estafador de Tinder chileno”, intentó embaucarla

La panelista de “Zona de Estrellas” detalló su experiencia con el estafador estuvo a punto de casarse con Ana María Silva, periodista de Canal 13.

Recientemente, un reportaje de Meganoticias sacó a la luz la serie de estafas que realizó Marcelo Becker, mejor conocido como el “estafador de Tinder chileno”, quien casi se convirtió en esposo de la periodista Ana María Silva. La periodista canceló su boda tras enterarse que su futuro esposo es un delincuente.

El también denominado “príncipe del engaño”, embaucaba a distintas mujeres para recibir dinero y dejarlas con millonaria deudas. Algunas de las víctimas incluso señalaron que les debía más de 40 millones de pesos.

Adriana Barrientos pudo haber sido una de las implicadas, según reveló en “Zona de Estrellas”. La modelo reveló que abordada por Marcelo Becker, quien tuvo intenciones de estafarla.

Él quería que yo fuera su víctima y como dicen que, ladrón que le roba a ladrón tiene 100 años de perdón, yo igual lo entiendo”, reveló la panelista de Zona Latina para luego entregar mayores detalles de la situación.

La experiencia de Adriana Barrientos con Marcelo Becker

Adriana Barrientos conoció a Marcelo Becker por amigos en común en una de sus salidas. Sin embargo, apenas lo vio llegar al destino, confirmó que se trataba de un estafador.

“Me pasan a buscar un día y me dicen ‘vamos al Sheraton a comer con un amigo que te quiero presentar’. Bacán, fuimos y de repente aparece un guatón con los dientes para afuera, Rolex, camisa así como con el cuello blanco pero con un poco de sudor al costado y al tiro su detector de chanta, al toque. Foto de pie a cabeza y yo dije ‘chanta’”, reveló.

Aún así, comenta Adriana Barrientos, que se tomó el tiempo para conocerle y pasar el rato con Marcelo Becker y logró identificar su personalidad y a su vez la forma que tenía de embaucar.

“Filo, estaba con mi amiga, había otro chiquillo también súper buena onda, nos sentamos a conversar, tragos iban y venían. Buena facha no tiene, los ojos claros sí y hablaba mucho de dinero y se le iba la olla como en el segundo y tercer trago. Me empezaba a mirar y a los tres minutos: ‘oye que eres bonita ¿Tú sabes que tengo un fondo de inversión? Sabes que voy a tomar una pieza en el Sheraton ahora para que podamos ocupar y poder estar aquí más tranquilos y nos quedemos todos aquí en el hotel’ y yo iba viendo el personaje. Le saqué la foto al toque, era una cosa evidente que esto no existía”, explicó sobre su comportamiento.

VIDEO | Las declaraciones de Adriana Barrientos sobre el “estafador de Tinder chileno”


Tags

Lo Último

Más Noticias